miércoles, 27 de marzo de 2013

Vecinos nuevos



Esta mañana nos dirigimos a la colonia del Silo con el fin de colocar los primeros GPS a los individuos que ya tenían colocado el arnés, sin embargo no pude activar las trampillas desde casa para atraparlos antes de que amaneciera y abandonaran la colonia. De todas formas, hacia allí nos fuimos con la esperanza de poder capturarlos. Esta vez no pudo ser, aunque el viaje no fue en balde. Conseguimos atrapar a dos machos: uno de ellos aún sin anillar, a partir de ahora B[J.A], y un viejo conocido B[B.K]. Este último fue anillado por nosotros en 2011 como pollo, por lo que conocemos su edad (dos años). Esta es una de las muchas ventajas del seguimiento a largo plazo que se lleva realizando en esta colonia y las vecinas. Podemos conocer la edad exacta de los individuos y estudiar, por ejemplo, la posible relación con la selección del hábitat de caza, si ésta es dinámica y si existe un proceso de aprendizaje sobre dónde y cuándo aumenta la disponibilidad de presas a lo largo del período de cría. Aquí os dejo la foto de carnet de los dos machos (B[J.A] y B[B.K]).



viernes, 22 de marzo de 2013

Una caja muy lista

Parece que el adjetivo lista no le pega bien a "caja". Quizá sea por lo de la "caja tonta"; pero bueno, nuestras cajas nido, donde crían los cernícalos, son mucho más que una caja de madera (aunque no lo parezca). Nosotros las hemos llamado con la rimbombante descripción de "caja-nido inteligente", que puede ser la traducción de "smart nest-box", que como veis tiene analogías con el smartphone que lleváis en el bolsillo, y con muchos términos tecnológicos que nos invaden "smart-TV", "smart-building", "smart-city",... En el fondo el término "smart" que más que inteligente quiere decir listo, se usa como adjetivo de distintos sistemas capaces de recoger información sobre su entorno y transmitirla y/o actuar de manera inteligente. Nuestra caja nido entra ahí. Está dotada de dispositivos sensoriales, y es capaz de transmitir la información a distancia. Todavía no es capaz de reaccionar por si sola; pero dadnos tiempo y todo se andará.

Si buscáis en internet "smart nest-box" creo que no encontraréis nada y si buscáis "caja-nido inteligente" me temo... (vamos compruebo que) sólo nos encontrareis a nosotros. Así que podemos, creo, enorgullecernos de estar haciendo algo pionero. Algo más allá de ponerle un palo a una cosa (ya sabéis,.. la fregona, el chupa-chups). Curiosamente aunque las TICs (tecnologías de la información y la comunicación) lo invaden todo, su penetración en ámbitos como la ecología, la biología de la conservación, o la monitorización de especies es pequeño, casi inexistente. Y la investigación sobre ellos, casi nula. Ahí de nuevo pioneros.

Nuestra caja, aunque no lo parezca, es fruto de mucho esfuerzo. Sobre todo de los técnicos como Manuel y Jesús, que han pensado, fabricado y testado los distintos prototipos. Una cosa es lo que uno imagina y otra es lo que hacen los cernícalos. Nuestra caja tiene un lector de RFID con una antena circular en la entrada de la caja. Al entrar el cernícalo el campo electromagnético de la antena activa el transponder (RFID). Es un RFID pasivo que se activa con la energía del campo de la antena y emite un código numérico que es leído por la propia antena. Luego tiene una serie de barreras de infrarrojos. El orden en el que se cortan nos indican si un individuo ha entrado o salido. Y, ¡ojo!,también nos advierte si ha entrado o salido un individuo que carece de RFID.

Otro sensor más es la balanza. Esta transmite el peso del individuo que pasa sobre ella. Pero claro, pesar un individuo en movimiento, sin pararlo o estresarlo no es cosa fácil. Como tampoco lo es es gestionar varios millones de pesos (cada balanza transmite al sistema 16 pesos por segundo).



De hecho, el tema de la balanza está dando para mucho. Además de quebraderos de cabeza, nos ha permitido interaccionar con el Dept. de Tecnología Electrónica y la cátedra Telefónica de la Universidad de Sevilla y ya ha dado para una publicación en la revista Sensors. Finalmente   las cajas cuentan con una cámara y un servidor de vídeo, que es lo más visible. El servidor digitaliza las imágenes de manera continua y lo almacena en un "buffer". Si detecta movimiento en la imagen, almacena la secuencia de vídeo (con su fecha y su hora) en un servidor en la red. ¿Y cómo se gestiona todo ésto?. Bueno, creo que eso da para otro post, ...seguiremos informando.

Puesta en 6N2

Aquí os dejamos otro vídeo muy curioso grabado en la caja 6N2 durante la temporada de cría de 2011.



video

jueves, 21 de marzo de 2013

¿Quién está en la colonia?



Esta gráfica representa las lecturas automáticas de cernícalos dotados con anillas con RIFD (Identificación por radio frecuencia) en la colonia del silo de la Palma del Condado. ¿Qué nos dice?. La línea roja indica los individuos distintos acumulados desde que los cernícalos empezaron a llegar el 20 de febrero. Como vemos, han ido llegando gradualmente y a partir del 12 de marzo no han llegado nuevos cernícalos. La línea azul indica el número de individuos distintos que se leen cada día. Como veis oscila entre 3 y 9 individuos. ¿A qué se debe? Bueno, hay individuos que se han leído uno o dos días y luego han dejado de registrarse en las cajas. De hecho el número parece disminuir a partir del 6 de marzo. Hay varias razones posibles. Los individuos van explorando los huecos de la colonia , eligiendo el lugar más adecuado para criar, y posiblemente "ligando" y seleccionando a su pareja. Es muy probable que la pareja del año anterior no haya regresado, y elijan otra. La vida de un cernícalo es breve, 3-6 años si sobreviven el primer año. El más longevo que conocemos vivió trece años (pero esa es otra historia). Inicialmente entran y salen de muchas cajas. Por ejemplo, en la 6E1 han entrado y salido 6 cernícalos distintos; pero parece que los que se han quedado, por ahora, con el "chalet" son  el macho B[6.V] y la hembra B[D.P]. Son los que han dormido en ella las últimas noches. Hay ventanas del edificio y otros huecos que no tienen cajas nido, ni lectores automáticos. En concreto las más altas, y esas tienden a ser la preferidas por los cernícalos. Este año que parece que hay pocos cernícalos en la colonia es muy probable que algunos de los que se leyeron en los primeros días estén ahora durmiendo allí. Por otra parte, hay  individuos que visitan la colonia y finalmente no crían en ella. Es interesante comparar la información que proporcionan las lecturas automáticas con las que podríamos obtener por otros métodos. Las cajas han registrado 1224 lecturas, con su fecha y su hora, de 15 individuos distintos. Imaginad lo que sería si hubiéramos tenido que estar con un telescopio leyendo anillas. Por otra parte, las capturas en los nidos tampoco dan la misma información. Hemos capturado 10 individuos de los que todos menos uno, han sido leídos en el sistema automático. Basados en capturas hubiéramos registrado sólo el 66 % de los cernícalos que han hecho acto de presencia en la colonia. Pero, todo hay que decirlo, tampoco el sistema automático es perfecto. Hay un individuo capturado que no ha sido registrado ninguna vez --la hembra B[F.J]. Uno sobre 16 es un 6% de error.

Por desgracia, alguno de los lectores de las cajas no está funcionando, esas cosas de la crisis. También hay individuos que pasan un día por la colonia y no se sabe nunca más de ellos. Algunos ni siquiera entran en un nido. ¡Qué desconsiderados con nosostros! Puede que críen en colonias vecinas, o puede que lo hagan en alguno de los huecos que no podemos controlar. La investigación es un poco como los ciegos tocando el elefante, todos los sistemas, por muy sofisticados que sean, te dan sólo una observación parcial de lo que estas estudiando. hay que atar cabos y construir el rompecabezas. Quizá por eso me ha resultado tan inspiradora la frase mágica de Silvia y Bruno, el último libro de Lewis Caroll "Erase una vez una coincidencia que había salido de paseo en compañía  de un pequeño accidente; mientras paseaban, encontraron una explicación, tan vieja, que estaba toda encorvada y arrugada y parecía más bien una adivinanza"

jueves, 14 de marzo de 2013

GPS-datalogger


Este es uno de los dispositivos GPS que utilizamos el pasado año para el seguimiento de los individuos de la colonia del Silo. Este modelo GiPSy-2 de la empresa italiana Technosmart, con sólo 1,7 g de peso (sin incluir la batería), es uno de los más pequeños disponibles en el mercado actual. Es el resultado de años de avance en la tecnología aplicada al seguimiento animal de forma remota, desde los primeros dispositivos que sólo podían utilizarse en grandes aves marinas (como los albatros) y rapaces debido a su elevado tamaño y peso.

Nuestros GPS recogen información con elevada precisión sobre la posición del individuo (latitud y longitud), así como altitud, velocidad, dirección del movimiento y una medida de precisión, entre otras variables. Además tenemos la posibilidad de elegir con qué frecuencia queremos que esos datos sean almacenados. El pasado año probamos con 4 frecuencias diferentes: una posición por segundo, una por minuto, una cada tres minutos y una cada cinco minutos. Sin embargo, hay un factor que hay que tener en cuenta en el uso de estos dispositivos y es de vital importancia, la duración de la batería. De esta manera, un vuelo registrado con una posición cada segundo es mucho más detallado que en el resto de casos, pero un GPS con dicha configuración sólo permanece activo unas tres horas después del encendido, frente a casi una semana que puede estar funcionando uno configurado para que registre el movimiento cada cinco segundos. Por ello, cuando estamos seguros que las baterías se han agotado intentamos recapturar el individuo para cargarlas, volver a liberarlos y que sigan recopilando información.

Por último, resaltar que nuestros GPS recogen los datos y los almacenan en el datalogger que llevan incorporado. Cuando recapturamos a los individuos para recargar las baterías de los GPS, aprovechamos para descargar los datos y, así, poder empezar a analizarlos.

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

This is one of the GPS devices we used to track the individuals of the colony the last year. This model GiPSy-2 from the italian company Technosmart, which weights only 1.7 g (without the battery), is one of the lightest GPS available nowadays. It is the result of the long-term research in the animal tracking applied technologies, from the first devices used to track only big marine birds (albatrosses) and raptors due to their heavy weight.

Our GPS collect information  with high accuracy about individual location (latitude and longitude), altitude, speed, orientation and a precision index, among other variables. Moreover, we can choose the frequency that the GPS gathers the data. The last year, we tried four frequencies: one fix per second, one per minute, one per three minutes and one per five minutes. However, the battery life is an important constraint to take into account: the higher frequency (higher accuracy), the shorter battery life. Thus, a one fix per second-configured GPS lasts about about three hours, while a one fix per five minutes-configured GPS lasts almost a week. That is the reason we should recapture the birds to recharge the battery and keep collecting information.

Finally, it is important to say that our GPS incorporate a datalogger where the data is collected, so is also necessary the birds recapture to recover the information.





miércoles, 13 de marzo de 2013

Atrapar a un primilla

Atrapar un primilla puede resultar una tarea fácil o difícil, depende de como se mire. La experiencia demuestra que en determinados momentos parecen dejarse coger en los nidos con suma facilidad. Pero, basta que uno quiera capturar a un individuo concreto para que resulte ser una tarea casi imposible. Hemos capturado primillas en sus nidos, especialmente durante las noches antes de que realicen la puesta, o cuando ya están incubando, sin ningún tipo de artilugios, en los huecos de las ventanas del silo. Tras la instalación de las cajas, es incluso más fácil (ya que no te ven llegar). Pero los individuos aprenden, la segunda vez es más difícil, y la tercera imposible. En las cajas es posible deslizar una trampilla rígida y bloquear la entrada cuando están dentro. Pero en ocasiones hemos comprobado que parecen saber cuando estámos en el edificio y se resisten a entrar en la caja nido. Hemos probado con una trampilla flexible que deja entrar pero no salir (un acetato, una radiografía); pero rápidamente se aprenden el truco. Finalmente, después de muchas probatinas, optamos por unas trampillas de caída, tipo guillotina accionadas por un servo. El diseño final es obra de Jesús Hernández-Pliego y Manuel Vázquez (EBD). El servo está controlado por un microcontrolador (Arduino) y es posible enviar a distancia una orden para liberar una o varias trampillas a la vez. La orden se puede enviar desde cualquier punto que haya una conexión a internet. De manera que no necesitamos acercarnos al edificio. En ocasiones hemos disparado las trampillas desde Sevilla (a 40 km del silo) cuando por las cámaras veíamos que el individuo que nos interesaba capturar estaba dentro. La caja queda casi a oscuras, así que el cernícalo no sufre mucho estrés y no se molesta al resto de los individuos de la colonia.

lunes, 11 de marzo de 2013

Datos Recuperados

Aquí tenemos un ejemplo de los datos que nos aportan los GPS, en este caso, del que llevaba B[7.T] "a cuestas" desde el pasado mes de Julio. En la imagen se puede ver un vuelo de caza completo (con una posición cada segundo) que realizó esta hembra el día 3 de Julio, representado por puntos en diferentes colores según la altitud de vuelo: cuanto más oscuro sea el punto, menor altitud sobre el nivel del mar (en este caso la altitud de vuelo varía entre 83 y 588 metros).  

Sale a las 13.30 horas del Silo (triángulo amarillo) en dirección Norte-Noroeste hacia una zona de caza situada a algo más de 3 kilómetros de la colonia con una velocidad media de 39 km/h. Aquí pasa algo más de 7 minutos en busca de comida (zona de puntos más oscuros, es decir a menor altitud, en la esquina superior derecha) y comienza su retorno a la colonia con una velocidad media de 34 km/h. En total, el vuelo dura en torno a 25 minutos.

Hay, al menos, dos aspectos curiosos en este vuelo. Por un lado, las partes del vuelo que hemos señalado con círculos negros en las que el animal no hace un vuelo en línea recta, sino que parece que está dando vueltas en círculo (lo que se refleja en ese aspecto característico de sacacorchos). Además, coincide con partes del vuelo donde el animal incrementa su altitud de vuelo de forma significativa. ¿Sabéis que está ocurriendo? Pues que B[7.T] está aprovechando corrientes de aire que se forman cuando se calienta en contacto con determinadas zonas del suelo, ya calientes por la incidencia de los rayos del sol, y asciende. Estas corrientes de aire (o térmicas) funcionan como un "ascensor natural", de manera que los cernícalos (y otras aves) ganan altitud de vuelo sin gastar prácticamente energía, algo muy valioso si tienen que estar en continua búsqueda de comida para sí mismos y sus pollos.

Por otro lado, llama la atención que la vuelta no sea directa hacia el Silo donde la esperan sus pollos, sino que se dirige hacia el Sur y después gira para dirigirse en línea recta hacia la colonia. Pero lo más curioso de ello es que si nos fijamos en esa línea recta vemos que coincide con las vías del tren que pasan justo por la base del Silo. Parece que se está guiando por estas estructuras para llegar a la colonia, algo un tanto extraño puesto que el Silo es un edificio bastante alto y se ve a varios kilómetros de distancia. Entonces, ¿qué ocurre? Pudiera ser que B[7.T] estuviera aprovechando para buscar otras posibles zonas de caza donde hubiera una mayor disponibilidad de presas que en las que ya ha visitado. De hecho, si analizamos el siguiente vuelo de caza, que no aparece en la imagen y que comienza tres minutos después de este vuelo que estamos describiendo, podemos observar que va a cazar a una zona muy cercana al lugar dónde giró y comenzó a seguir las vías del tren. ¿Casualidad? No lo sabemos, tendremos que seguir trabajando en el tema!

Y esto es sólo una pequeña parte de toda la información que podemos obtener con el uso de los GPS...¿qué os ha parecido?




Originalmente publicado el 11/03/13 por Jesús Hernández Pliego

domingo, 10 de marzo de 2013

Atardecer de domingo en el silo




Tarde de domingo. Un macho y una hembra de cernícalo primilla en la repisa del nido 6E1.

Originalmente publicado el‎ 10/03/2013 por Javier Bustamante Díaz 

Tomando el sol





Llueve mucho y a los cernícalos no les gusta mojarse. A mi tampoco, la verdad. Una hembra anillada toma el sol hoy por mañana en la repisa del 6E1, aprovechando la tregua.

Originalmente publicado el 09/03/2013 por Javier Bustamante Díaz 

¡Triple éxito!

¿Por qué triple?. Pues bien, primero: hemos capturado a la hembra B[7.T] que se nos escapó antes de ayer al fallar una trampilla. La suerte es que se cambió de caja para dormir y en esta si funcionó la trampilla. Segundo: tenía todavía un GPS que se llevó puesto por accidente el año pasado. No teníamos muchas esperanzas, después de tantos meses era de temer que el plástico que recubre el GPS no hubiera resistido y lo hubiéramos perdido. De hecho tardamos varios minutos después de la captura en percatarnos que todavía lo llevaba. Tercero: hemos recuperado 700 € para el proyecto que es lo que cuesta el cacharrillo.



    Seguro que el GPS os parece caro, y lo es. Si tenéis un GPS me diréis que el vuestro ha costado mucho menos. ¡Pero pesadlo!. Nuestro GPS-datalogger de la empresa Technosmart pesa 2,7 g y es capaz de registrar datos durante 10 días.
    ¿Podremos recuperar algún dato del GPS? En unos días Jesús nos lo dirá. Es de temer que la batería esté completamente descargada y eso supondrá un poco de trabajo extra para hacerlo funcionar de nuevo y descargar los datos. ¡Pero seguro que podemos!


    Es también muy gratificante saber que la hembra pesaba 140 g. Es creo la hembra más pesada que hemos controlado esta temporada. Eso, en el mundo del primilla (quizá a diferencia del humano) es una buena noticia. Está en buenas condiciones físicas, y la mayoría de los cernícalos nos están llegando muy delgados.



 
  Hemos capturado también al macho que estaba durmiendo con ella. También un control. El B[A.X]; pero eso ya para otro día. Con el subidón que da el que haya salido todo tan bien, nos hemos ido a desayunar unas tostadas con jamón. ¡Había que celebrarlo!

Originalmente publicado el 09/03/2013 por Javier Bustamante Díaz 

jueves, 7 de marzo de 2013

¿Quienes duermen esta noche?


A pesar de las capturas de antes de ayer hay al menos 8 primillas durmiendo en las cajas nido. La hembra B[7.T] está durmiendo probablemente en el pasillo de la caja 6N3. Es una caja distinta y es de esperar que la trampilla funcione. Mañana de madrugada haremos un nuevo intento de captura; pero solo de ese nido. No queremos molestar en exceso al resto de los cernícalos.

Originalmente publicado el 07/03/2013 por Javier Bustamante Díaz 

¡Bienvenida B[D.P]!

Acaba de llegar a la colonia la hembra B[D.P] que crió el pasado año en el 6N7 y es precisamente en esta caja nido donde se ha detectado su entrada repetidamente desde ayer a las ocho de la mañana. B[D.P] fue uno de los individuos más seguidos con GPS a lo largo de su estancia en el Silo (hasta siete veces), por lo que conocemos bastante bien sus movimientos fuera de la colonia! A diferencia de B[7.T], a esta hembra sí que conseguimos retirarle el GPS antes de que nos abandonara. En la foto podemos verla descansando en la repisa del 6N7 junto con un macho (situado a su derecha), muy probablemente B[6.U] del que también tenemos registradas lecturas en esta caja nido.

¡Bienvenida B[D.P]!


Originalmente publicado el 07/03/2013 por Jesús Hernández Pliego 

¿Por qué anillar los cernícalos?

Nuestro proyecto se basa en poder indentificar a los individuos. ¿Por qué?. Bueno, porque aunque todos sean cernícalos, y primillas, cada uno tiene su individualidad,...su personalidad, su coranzoncito ...podríamos decir. Nos interesa conocer no sólo el comportamiento medio, si no el de cada individuo de la colonia. Los cernícalos se reconocen entre sí, ...bueno, eso nos imaginamos; pero nosotros no somos cernícalos, así que para distinguir a los individuos hemos optado por anillarlos. 

  

El anillamiento tradicional consiste en dotar al individuo de una anilla metálica (de acero o aluminio) en una pata. Esta anilla da poca información. Sólo cuando se captura al individuo, o este aparece muerto y alguien se le ocurre devolver la anilla. ¿Sabrías que hacer si encuentras una anilla que pone MIN. AGR. ICONA? Nosotros hace años incorporamos el marcaje con anillas de PVC (o Darvic bands, como se las conoce el los EE.UU.). Son anillas con números y letras que pueden ser leídas a distancia. En el cernícalo primilla funcionan; pero tienen sus problemas. Se manchan con barro, se leen mal.

Hace unos años mejoramos el sistema incorporando trasponders pasivos o PITs ¿en qué consiste?. El trasponder es una "etiqueta electrónica", cuando pasa cerca de un lector responde con un código numérico que el lector lee de manera automática. Bueno, no es nada nuevo. Seguro que si miras en tu cartera tienes alguna tarjeta que funciona con este sistema. Si trabajas en la EBD tu tarjeta de identificación que usas para abrir las puertas funciona así.  Nosotros hemos incorporado el trasponder en la anilla de PVC. Esto tiene algunas ventajas. Podemos distinguir fácilmente quién tiene trasponder y quién no. 

 El trasponder (que es lo mismo que PIT "pasive integrated trasponder" o RFID "radiofrequency ID") nos permite saber que cernícalo entra en cada caja-nido y en qué momento. De la misma manera  que en la EBD se puede saber quien entra y sale por cada puerta. Es un poco un "gran hermano" a lo cernícalo.

La cantidad de información que nos proporciona el sistema es órdenes de magnitud superiores al anillamiento con metal. Sabemos de cada individuo la fecha y hora en la que llega o desaparece de la colonia, ...en que cajas-nido entra, ...con qué otros individuos se relaciona. Estamos tan sólo empezando a intuir el potencial de la información que proporciona el sistema.

  Originalmente publicado el 06/03/2013 por Javier Bustamante Díaz 

miércoles, 6 de marzo de 2013

"De cernícalos y de hombres"

Parafraseando el título de la novela de John Steinbeck, lo que nosotros hacemos no sería posible sin la colaboración involuntaria de los cernícalos primilla. Los pobres cernícalos, después de un largo viaje migratorio de miles de kilómetros se ven sorprendidos en su dulce sueño por dos científicos ávidos de estudiarlos (Jesús y yo). La captura de hoy no ha sido del todo perfecta y nos ha dejado un sabor agridulce. Todas las trampillas... menos una... funcionaron. Capturamos 6 cernícalos, tres machos y tres hembras. Dos hembras estaban sin marcar y las hemos equipado con sus correspondiente anillas con RFID. El RFID (Radio Frequency IDentifier) es un trasponder pasivo que es leído de manera automática por la antena en la entrada de la caja. Los otros cuatro, tres machos y una hembra estaban ya marcados. Son por lo tanto "controles".

Les hemos hecho una foto carnet, ya que no hay nada como conocer íntimamente a tu sujeto de estudio. Las nuevas incorporaciones a la colonia son B[F.H] y B[F.J]. Los controles son B[F.G], B[A.B], B[C.Z] y B[A.D].

B[A.B] y B[A.D] son particularmente interesantes. El primero es un macho al que llevamos siguiendo varios años. El año pasado Jesús lo equipó con un GPS y tenemos registrados algunos recorridos de caza. La hembra B[A.D] ha sido una pequeña sorpresa. A pesar de estar durmiendo en una caja y tener RFID no habíamos registrado lecturas (algunas antenas no funcionan... muy mal). Para sorpresa nuestra la hembra llevaba arnés. El arnés es una especie de "cruzado mágico" de cinta de teflón donde se coloca el GPS. A esta hembra la marcamos y seguimos con GPS el año pasado, pero no se reprodujo en la colonia y terminó desapareciendo con el arnés puesto. Bueno, es una buena noticia ver que el arnés no le ha producido ningún daño después de tantos meses.

La trampilla que falló era la más importante. En esa caja dormía una hembra que se escapó el año pasado con un GPS puesto. No estamos seguros si aún lo lleva; pero es de sumo interés recuperarlo. Por una parte por recuperar el aparato que vale un dinerillo (y tal y como está la ciencia de recortes....). Por otra, por recuperar los datos que grabó la primavera pasada. Y finalmente, también, por asegurarnos que el dispositivo no le está causando ningún perjuicio. En fín, hay que seguir intentándolo.

Originalmente publicado el 06/03/2013 por Javier Bustamante Díaz 

Trampillas disparadas

Acabo de cerrar las trampillas de las cajas de manera remota. Los cernícalos se han despertado; pero permanecen tranquilos en las cajas. Todo parece haber funcionado bien. De todas maneras sólo puedo confirmar que efectivamente se ha cerrado la trampilla del 6E2. Ahora nos vamos al Silo para acabar el trabajo.



Originalmente publicado el 05/03/2013 por Javier Bustamante Díaz 

Preparando el anillamiento de mañana

Esta es una foto de los individuos que se observan durmiendo en las cajas nido esta noche. Los pájaros negros son estorninos. Hay cernícalos primilla durmiendo en cinco cajas. Empezando por arriba y en el sentido de las agujas del reloj en la 6N2 se ve una hembra en el pasillo. Posiblemente es B[7.T] la vieja hembra que podría llevar un GPS a la espalda; pues es la que ha dormido en esta caja las últimas noches. En la 6E1 hay una pareja durmiendo. El macho es posiblemente B[C.Z] y la hembra seguramente no esté anillada. En la 6E2 hay otra pareja. Aquí también el macho está anillado B[F.G]; pero es un macho que llego sin anillar y capturamos hace unos días. La hembra también debe estar sin anillar; pues no tenemos otras lecturas del RFID que llevan en las anillas. En el 6S2 está durmiendo un macho, posiblemente B[A.B]. El año pasado lo seguimos con GPS. En el 6S6 hay una hembra; pero no hay lecturas en la caja. Las cajas tienen una trampilla accionada a distancia por un servo. Nuestra intención es cerrar las cajas de madrugada antes de que salgan. De esa manera podemos hacer un control de los individuos anillados y anillar a los restantes. Lo más importante para nosotros es capturar a la hembra B[7.T] para asegurarnos que el arnés no le ha hecho daño y ver si todavía lleva el GPS a la espalda.

 

 

Originalmente publicado el 05/03/2013 por Javier Bustamante Díaz 

Sigue lloviendo...

En estos momentos está lloviendo en el Silo y nuestros amigos prefieren quedarse resguardados en el interior de las cajas nido o en los alféizares de las ventanas, como se puede ver en la foto: una pareja en la entrada del 6N1 y una hembra en la del 6N2.


Originalmente publicado el 05/03/2013 por Jesús Hernández Pliego

La hembra B[7.T] una vieja conocida vuelve a la colonia

La hembra B[7.T] (para aclarar, B[7.T] quiere decir anilla blanca con la inscripción 7.T) es un individuo muy interesante. El año pasado crió en el 6S2 (segundo nido cara sur). La seguimos con un GPS y al final se escapó sin que pudiéramos retirárselo. Ahora ha vuelto y ha entrado en el 6S2 (donde durmió el día 1 de Marzo) y el 6N2 donde ha dormido el 2 y 3. Esta foto es una captura de la cámara exterior del 2 de marzo a las 16:45. Por las lecturas RFID el macho es B[A.X] nacido en 2011 y la hembra B[7.T] nacida en 2006. Por desgracia en la imagen no se aprecia si todavía tiene el GPS o lo ha perdido.




Originalmente publicado el‎ 05/03/2013 por Javier Bustamante Díaz 

domingo, 3 de marzo de 2013

Llegan nuevos miembros de la colonia

Hoy sábado 2 de marzo se ven nuevos cernícalos durmiendo en la colonia. Hay una hembra en el 6N7. Un macho y una hembra el el 6E2. Un macho y una hembra en el 6S2, y un macho en el 6S4. En total 6 individuos distintos aparte de algunos estorninos negros en distintos nidos.



Originalmente publicado el 02/03/2013 por Javier Bustamante Díaz